No estoy sola, fibromialgia

No, no estoy sola, fibromialgia, aunque lo hayas intentado, aunque me hayas sumido en un dolor insoportable, aunque hayas tratado de mal meter en mi entorno, aunque algunos días me dejes en cama, aunque algunas personas hayan pensado que estoy fingiendo, no lo has conseguido. 

No fibromialgia, no estoy sola

Y mira que lo has intentado! Eres incansable en tu lucha, te metes en mi cuerpo y tratas de destrozar todo aquello que tocas. Has conseguido que me duela hasta el alma, pero no podrás conmigo, ya te conozco, ya que cual es tu cara, ya sé cómo intentas inutilizarme, y aunque a veces lo consigas, no permitiré que venzas, tu no tienes el control, el control el mío!

No ha sido fácil, hubo un tiempo en que mandabas sobre mi vida, particularmente cuando no sabía ni tu nombre. Entonces era fácil para tí, atacabas en la sombre y me pillabas desprevenida. Sí, me asustabas. Y sí, eras fuerte, muy fuerte, siempre escondida dando punzadas por aquí y por allá, creando confusión y desesperación en mí y mi entorno.

Un buen día, saliste de la sombra, y por fin, conocí tu nombre, fibromialgia. Ya te ponía rostro, pero no sabía qué hacer contigo. Fue duro, no entendía qué querías de mí y porqué hacías lo que hacías, ni parte de mi familia me entendía, Incluso algunas personas pensaban que estaba fingiendo, que fuerza tenías! Y sí, me sentía sola, por aquel entonces, llevabas delantera.

Pero … tu eres una enfermedad, no tienes sentimientos, y eso ha sido tu perdición. Yo si los tengo, y quería ser feliz. Luché. Te observé, miré como actuabas, cómo querías herirme. Me dejé ayudar. Me ayudó la medicina, los seres queridos y yo misma. 

Aquella batalla fue intensa, he de confesar que me costó mantenerme en pie en algunas ocasiones. Dolor, cama, incomprensión, incredulidad … pero lo conseguí! Me puse en primera posición y no pienso ceder ni un milímetro ante tí. Ya no me das miedo, ya te conozco, fibromialgia.

Sé que te duele, pero no me has vencido, estoy rodeada de personas maravillosas, ilusión, proyectos. Aunque a veces me ataques con fuerza y me dejes unos días fuera de combate, vuelvo a levantarme y tomar el control. No fibromialgia, no estoy sola

¿Cómo le plantas cara a la fibromialgia? ¿Todavía no has tomado el control? Pues hazlo! Y aunque no te quitarás este lastre de encima, serás tu quien controle tu vida y el dolor, aunque siga ahí. Coménta cómo te sientes!Carta a la fibromialgia. No, no estoy sola. Lo has intentado con todas tus fuerzas, pero no lo has logrado!

41 thoughts on “No estoy sola, fibromialgia

  1. Hi are using WordPress for your site platform? I’m new to theblog world but I’m trying to get started and set up my own. Doyou need any html coding knowledge to make your own blog?Any help would be really appreciated!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *